domingo, 7 de marzo de 2021

Bucéfalo, el caballo de Alejandro Magno

Bucéfalo era el famoso caballo de Alejandro Magno, el favorito del soberano macedonio. Descrito como un ejemplar "de la mejor raza de Tesalia" fue comprado por Filipo de Macedonia, padre de Alejandro, por la exorbitante suma de trece talentos (para entenderlo mejor, el "talento" era una unidad de medida equivalente aproximadamente a 30 kg de oro o plata). 

Según el historiador Diodoro Sículo, el caballo había sido un regalo de Demarato de Corinto. El caballo, sin embargo, era indomable, pero fue entonces cuando Alejandro, un adolescente, logró montar el magnífico corcel utilizando un recurso: al notar que el caballo tenía miedo de su propia sombra, volvió su cara contra el sol y luego, montado de espaldas, lo hizo galopar hasta que se agotó ante el asombro de los presentes. 

A partir de ese momento, el animal, llamado Bucéfalo (es decir, "cabeza de buey") se dejó montar sólo por Alejandro, acompañando a su amo durante toda su expedición en Asia.

Bucéfalo murió a unos treinta años de edad (una edad respetable para un caballo) como resultado de las heridas sufridas en la batalla del Hidaspes en la India durante la cual sufrió varias lesiones y supuestamente, quedó lisiado tras una colisión con un elefante. 

El caballo murió por la tarde en el campo, asistido amorosamente por su amo, quien le dio un solemne funeral y fundó la ciudad de Alejandria Bucéfala en su honor. 

El lugar de enterramiento de Bucéfalo probablemente se perdió debido a las frecuentes inundaciones que caracterizaron esa zona de la India, pero su mito continuó a lo largo de los siglos como el de Alejandro: todavía en la Edad Media se creía que los caballos de Asia Central no eran más que sus descendientes. Además, su nombre, "cabeza de buey" hizo creer que Bucéfalo tenía cuernos, lo que probablemente alimentó el mito del unicornio, un caballo fantástico con un cuerno en la frente.

Bucéfalo, el caballo de Alejandro Magno

Bibliografía:

Arriano, Anábasis de Alejandro Magno V, 19

Plinio el Viejo, Historia natural VIII, 42.

Pseudo Calístenes, I,15.

Plutarco, Vida de Alejandro 6.

Diodoro Sículo , Biblioteca histórica, XVII,76.

0 comentarios:

Publicar un comentario